viernes, marzo 31, 2006

Se consumó la infamia

Image hosting by Photobucket
¡Métanse su ley por donde les quepa, pinches senadores vendepatrias!


APROBADA LA LEY TELEVISA
 
El Congreso mexicano, en una maratónica sesión que se prolongó hasta la madrugada del viernes, aprobó una reforma a la ley de radio y televisión que ha sido blanco de críticas que aseguran está diseñada para favorecer a los gigantes de medios del país.
 
La noche del jueves, el Senado aprobó en lo general por 81 votos a favor, 40 en contra y 4 abstenciones, la iniciativa que la Cámara de Diputados había aprobado por unanimidad en diciembre.
 
Los senadores continuaron la discusión para tratar algunos artículos reservados del dictamen original, que al final no fueron modificados. En lo particular, 78 legisladores votaron a favor, 37 en contra y uno se abstuvo.
 
"Está aprobado en lo general y en lo particular el decreto que reforma, adiciona y deroga diversas disposiciones de la Ley Federal de Telecomunicaciones, y de la Ley Federal de Radio y Televisión," dijo el presidente del senado, Enrique Jackson.
 
"Pasa al Ejecutivo de la Unión para sus efectos constitucionales," agregó el legislador para poner fin a la discusión que duró más de catorce horas.
 
Los detractores de la reforma aseguran que privilegia los intereses de compañías como Televisa, la principal cadena de medios de habla hispana en el mundo, y que deja marginado el tema de los medios públicos.
 
Por eso algunos críticos bautizaron la norma como "Ley Televisa."
La ley, que entre otras cosas permite a los concesionarios prestar servicios adicionales a través de sus redes sin mayor trámite, pasará a manos del presidente Vicente Fox para ser promulgada.
 
MAS ESPACIO, MISMOS JUGADORES

Una vez que se adopten los estándares de transmisión digital, cambio que el país proyectó finalizar en el 2021, las estaciones de radio y televisión necesitarán menor espacio del espectro radioeléctrico para sus señales.
 
En otros países, las frecuencias liberadas tras la adopción de estándares de transmisión digital son recuperadas por el estado, que las licita para el ingreso de nuevos jugadores al mercado, pero la nueva ley mexicana las deja en poder de sus actuales concesionarios.
 
La reforma abre la puerta para que los operadores privados usen esos espacios para ofrecer servicios de telecomunicaciones o incrementar su número de estaciones, pero los medios públicos quedaron al margen del beneficio.
 
Las estaciones públicas y comunitarias han dicho que el nuevo reglamento pone en riesgo su existencia ante un mayor número de competidores con más recursos.
 
El estatal Instituto Mexicano de la Radio (IMER) se manifestó el miércoles transmitiendo a través de sus 17 estaciones, siete de estas en la capital del país, una misma canción. Las estaciones públicas de televisión Once TV y Canal 22 también protestaron.
 
El jueves centenares de personas, en su mayoría estudiantes y trabajadores de medios públicos, se manifestaron afuera de la Cámara Alta gritando consignas como "¡senador vendido, el pueblo está ofendido!" o "¡el pueblo detesta una ley como esta!."
 
Incluso el candidato favorito para ganar la presidencia en los comicios del 2 de julio, el izquierdista Andrés Manuel López Obrador, pidió el miércoles que la aprobación de la ley fuera aplazada para someterla a un análisis más riguroso.

3 Comments:

Blogger Magda said...

Querido Guillermo ¿se podía esperar algo diferente?

5:56 p.m.  
Blogger Guillermo said...

Pues un poquito de decencia y vergüenza era de desearse, pero ya vemos que no.

Saludos.

9:11 p.m.  
Blogger Ana Lucia said...

Este blog ha sido eliminado por un administrador de blog.

11:20 p.m.  

Publicar un comentario

<< Home